Galletas caseras para gatos

Las personas que tienen la posibilidad de compartir su hogar y su vida con una mascota, cualquier que sea, viven una experiencia más que placentera. Es por esto que siempre están buscando la manera de poder mimarlas y cuidarlas, para que ellas puedan estar felices. Atendiendo a tantos pedidos, en el día de hoy queremos dirigirnos a todos los que tienen gatos, porque les vamos a dar los secretos para preparar galletas caseras para ellos. En términos generales, son todas a favor lo que tiene el hacerle la comida en casa a nuestra mascota, aunque especialmente se destaca el control que tenemos sobre la comida que le vamos a ofrecer, porque sabemos qué es lo que le ponemos a la preparación.

Los pros de hacerle comida casera a los gatos

Como bien dijimos, son muchos los beneficios de hacerles comida casera a nuestros gatos. Uno de los que podemos destacar, es en relación a la economía, dado que hoy en día los alimentos para mascotas son muy costosos.  Otro de sus beneficios es el poder controlar lo que le damos al animal, porque podemos verificar la calidad de los ingredientes que vamos a incluir en la receta.

A su vez, hacemos un alimento con contenidos muy nutritivos,  que lo vuelve una versión de alimento y saludable para nuestra mascota.

Ingredientes necesarios para la receta

Para hacer estas galletas caseras para gatos, son muy sencillos los ingredientes a utilizar, que los podemos conseguir fácilmente en cualquier lado: Estos ingredientes son:

1 huevo, dos tazas de harina de trigo, dos cucharadas de aceite de maíz, la mitad de un caldo de pescado, y el ingrediente principal de esta receta, que es el atún, que se necesitan 250 grs.

Procedimiento para hacer las galletas caseras para gatos

Bueno, llegó el momento de poner manos a la obra. El primer paso consiste en poner el atún en agua con el caldo de pescado y llevamos la olla al fuego hasta que llegue a su punto hervor. Pasado este tiempo, el paso que sigue es filtrar esta preparación y procesarla hasta obtener una pasta. Una vez lograda esta consistencia, agregamos la harina, el aceite y el huevo. Llegó el momento de empezar a amasar, para lo que nos vamos a tener que ayudar con las manos y si hace falta, se le puede agregar más harina.

Obtenida la masa, con la ayuda de un palo de amasar la estiramos, hasta que tenga de grosor aproximadamente un centímetro. El siguiente paso consiste en cortar piezas cuadradas, esta vez con una medida de medio centímetro. Obtenidos los cuadrados, los ponemos en una placa que debe estar enharinada.

El horno debe estar a una temperatura de 180º por menos de media hora, 20 minutos aproximadamente. Cuando pase este tiempo y acá viene el secreto de la receta, apagamos el horno y dejamos la placa dentro por mucho tiempo, hasta que las galletas están crocantes.  Bien duras. Recién ahí se las puede sacar y guardar en un recipiente bien tapado.

Consejos para la preparación

Muchas personas, al momento de hacerle comida casera a sus mascotas, optan por agregarle sal, sin embargo esto no es una buena opción.  Por el organismo de los animales no están preparados para recibir este componente. En caso de que quieran agregarlo, lo que se recomienda es consultar con el veterinario que trata al animal.

Para terminar, hacemos referencia una vez más a cómo hornear las galletas. El secreto de las galletas reside en dejarlas, luego de que se apaga el horno, varias horas, incluso toda una noche dentro del horno, para que puedan tomar una buena consistencia y estar bien duras.

Haciendo un lindo gatito

 

Un regalo sencillo, pero muy especial, en especial si es para un pequeño, podría ser que diseñes un gatito, o en todo caso un gatito enamorado.

Las manualidades hoy en día se han vuelto boom para cualquier tips de ocasión, además que nos hacen quedar más que bien, sobre todo porque estás dando a conocer tu arte y tus habilidades con la costura, nunca queda mal lucirse un poco entre los amigos o ante los familiares.

Este sería uno de los más lindos regalos originales hechos a mano.

Los materiales que debes tener listos en la mesa son:

  • Fieltro, el cual puede ser usado dependiendo del color que más te gusta.
  • Fieltro de color rojo, el cual será utilizado para el corazón.
  • Retazos de Fieltro negro, éste será necesario usarlo para los ojos.
  • Tijeras
  • Algodón para rellenar a nuestro muñeco.
  • Hilo y aguja de coser.
  • Pegamento para el fieltro.

Muy bien como primer paso, alistamos la plantilla de nuestro gatito, la cual se puede imprimir o si gustamos podemos hacer el dibujo de nuestro molde a mano, luego pasamos a recortarlo y usarlo como molde para recortar el fieltro y ya coser al gatito enamorado.

Tomamos la plantilla, la colocamos sobre el fieltro y le dibujamos el contorno, luego de esto lo cortamos dándole cuanto menos un medio centímetro para la costura.

Luego comenzamos a coser con una puntada sencilla, pinchamos el fieltro, pasamos la aguja por el lazo formado y luego de esto pasamos a tirar del hilo en cada puntada. Tengamos en cuenta que es importante que la costura quede firme.

Y vamos cosiendo el muñeco y al mismo tiempo dejamos una abertura para el relleno y nos ayudamos con un palillo para que el relleno llegue a todas las partes.

¿Qué es el síndrome del gato paracaidista?

 

Se conoce como síndrome del gato paracaidista a las caídas frecuentes que se producen de los gatos a grandes alturas que hace necesario consultar con el veterinaria inmediatamente cuando suceden. Estas caídas que suelen darse de balcones o ventanas, suelen súper en la mayoría de los casos los 7 metros de altura, que serían dos pisos de edificio. Dada su frecuencia, es importante estar informados sobre el tema por lo que a continuación te contamos qué es el síndrome del gato paracaidista y cómo podemos prevenirlo.

Distintos estudios que permitieron obtener información estadística, permitieron que se confirmara que este síndrome es más común en gatos menores a los dos años de edad, ya que ellos son más activos. También es común este síndrome en gatos no esterilizados, ya que su comportamiento durante el celo los vuelve más hiperactivos. De todas maneras puede ser un riesgo en los gatos mayores este síndrome ya que  han perdido ciertas facultades como consecuencia del paso del tiempo. En este sentido, sucede lo mismo con los cachorros, porque estas facultades no se hayan constituidas.

Las caídas en el síndrome del gato paracaidista

Los gatos tienen una característica que les es propia y exclusiva de ellos y que al mismo tiempo los diferencia de otros animales. Esta característica es el caer siempre de pie en las caídas, lo que le permite amortiguar el golpe. Esto se debe a que ellos cuentan con un sentido del equilibrio que hace que puedan girar su cuerpo en el aire, al mismo tiempo que se está produciendo la caída. A su vez, cuando los gatos están por tocar el piso, estiran su cuerpo a pleno, lo que funciona como sí fuese un paracaídas, lo que permite amortiguar la misma.

En este sentido, cuando la caiga es desde pocos metros de altura,  es probable que sufran más lesiones los gatos, dado que no cuentan con el tiempo suficiente para obrar de tal forma que les permita caer bien. De todas formas, las caídas desde alturas altas también son peligrosas, ya que si el gato no puede hacer todos sus movimientos y así no puede caer de pie, podría sufrir lesiones y daños graves, siendo los más típicos la rotura del abdomen, la región posterior y tórax,  entre otros.

¿Se pueden prevenir las caídas?

Cada vez son más frecuentes las caídas de los gatos y las lesiones y accidentes que se producen como consecuencia de las mismas. Estas caídas en gran medida se dan porque ellos son muy curiosos y por su instinto cazador. Para evitarlas no debemos permitirles que anden por la ventana o el balcón sin que haya alguien que pueda estar a su cuidado, ya que aunque tenga sentido del equilibrio, una distracción podría provocar la caída. Lo que se aconseja es proteger las ventanas con rejas, redes o cerrarlas con vidrios.

¿Qué hacer si se produce una caída?

Lo primero a hacer ante la caída de nuestro gato, es llevarlo de inmediato al médico veterinario o a una guardia pediátrica. No importa desde que altura se haya caído, siempre debemos hacer una consulta porque aunque a simple vista no tenga lesiones, podría tener daños por dentro. Es conveniente no manipularlo nosotros, ya que podríamos hacer un movimiento que podría perjudicarlo más. En este sentido, lo ideal sería tratar de movilizarlo lo menos posible y consultar rápidamente con el veterinario.

Para terminar, es importante tomar conciencia sobre lo que este síndrome implica, ya que cada vez son más los accidentes que se producen por caídas en gatos, y además, en la mayoría de los casos son accidentes que podrían ser prevenidos.

Diez grandes ventajas de tener como mascota a un gato

Cat, Animal, Pet, Gatos, Cerrar

Es cierto, los gatos no son los mejores amigos del hombre, o al menos no entran en la frase que estamos acostumbrados a escuchar. Pero, resultan las mascotas ideales si lo que quieres es tranquilidad y con las que también podemos formar vínculos fuertes. Lo primero que debemos entender es que se trata de un animal de comportamiento felino: sagaz, acechador, y con un encanto que solemos interpretar como extraño.

La raza o el origen casi no son de mayor influencia en su carácter, debido a que en todos los casos, el gato será independiente y manejará altos niveles de curiosidad. Gracias a esta conducta, es necesario que seas investigativo en cuanto a su actitud para que conozcas más profundamente el modo en que operan. De este modo, podremos saber desde el principio en qué se basarán nuestras obligaciones y qué conllevará elegirlo para que se desarrolle en nuestro mismo entorno.

Si no lo sabías, el gato se encuentra entre la mejor opción de mascota dentro de, por ejemplo, ambientes urbanos. En primer lugar, son absolutamente fáciles de cuidar y no requerirán de tanto espacio dentro de la casa. Algo muy importante, y uno de los punto a favor de estos tiernos felinos, es que son aseados y saben moldearse a cualquiera que sea su dueño, desde ancianos con tiempo completo para dedicarle, personas más jóvenes y activas e incluso niños. Estas son tan sólo algunas ventajas de tener como mascota a un gato.

¿Qué otra información debo saber antes de tener un gato?

La elección de nuestro gato, no hablamos de la raza, sino del sexo, dependerá del tipo de comportamiento con el que deseemos lidiar. Muchas veces solemos escuchar que las hembras resultan un poco más cariñosas en comparación con los machos, pero puede tener considerables variaciones en muchos casos. Si hablamos de un modo general, los machos tienden a escaparse de la casa durante la pubertad por hallarse en constante búsqueda de su pareja, además de realizar el típico marcaje de su territorio. Por esta razón, no es recomendable adoptar gatos no castrados, ya que no estará exento de sufrir accidentes durante su cacería.

Por otro lado, las hembras, quienes suelen tener comportamientos más amorosos, no se alejan tanto de casa en su ritual de persecución. Otras ventajas que incluyen a los gatos sea cual sea su sexo, son las siguientes:

  • Excelente comportamiento: Los gatos tienen un sinnúmero de rasgos individuales muy agradables para la convivencia. Son independientes, amorosos y limpios dentro del hogar.
  • Cuentan con una aguda inteligencia: No necesitan de mucho tiempo de enseñanza para adaptarse a lo que deben y no hacer. Por supuesto, todo dependerá del modo en que los eduquemos.

Mejora nuestra salud: Datos científicos afirman que tener compañía animal, sobre todo contar con su amor incondicional, es un detonante para mejorar nuestra salud. Independientemente de que se trate de un gato, perro o cualquier otro animal, nuestro bienestar físico y emocional se desarrollará posi

Página siguiente »